Tu psicóloga de confianza en Puerto de Sagunto

Existen miedos que vienen de nuestra infancia, otros los aprendemos de nuestros familiares, viendo a éstos padecerlo ante diversas situaciones, en otras ocasiones puede que nos vengan de experiencias traumáticas que vivimos y nos condicionan de cara al futuro. De cualquier manera, el miedo en todas sus formas es una respuesta adaptativa de nuestro organismo que nos permite sobrevivir en caso de presentarse una situación en la que nuestra vida pueda correr peligro, permitiéndonos anticiparnos a ella y escapar, sin embargo, hay personas que sienten miedo en situaciones en las que no deberían sentirlo ya que sus vidas no corren ningún peligro real. El miedo irracional que sienten les limita en su día a día y a pesar de no ser grave les ocasiona una vivencia de gran angustia esperando que alguna desgracia pueda ocurrir en cualquier momento.
Algunos de los miedos más limitantes tienen que ver con no poder coger transportes públicos, otros con estar cerca de ciertos animales, hay personas que temen ver sangre o heridas, otros están relacionados con las habilidades sociales y la autoestima, como por ejemplo, a la hora de dar nuestras opiniones o temer el qué dirán de nosotros, a equivocarnos, etc. Todos ellos son miedos irracionales que nos hacen comportarnos unas veces con evitación, otras en contra de nuestros principios y valores, e incluso en contra de nuestros propios deseos o derechos.
Es importante que ante este tipo de sensaciones empieces a tomar medidas, algunos consejos a la hora de afrontar tus propios fantasmas internos estarían relacionados con las siguientes estrategias psicológicas:
• Afróntalo, no lo evites para facilitarte el camino, ya que en el fondo lo estarás empeorando y cada vez necesitarás evitar más y más situaciones, déjate ser tu mismo en cada situación sin condiciones.
• Realiza respiración diafragmática a diario y en el momento de afrontar tu miedo, esta respiración hará que tu ansiedad baje y notarás que eres capaz de controlar algo más el funcionamiento de tu cuerpo por lo que te sentirás más eficaz.
• Cambia la manera en la que te hablas, nuestros actos y emociones dependen de cómo interpretamos las situaciones, si tu manera de hablarte es especialmente negativa esto hará que empieces con mal pie las situaciones que afrontes y que fracases con más facilidad.
• Usa tu imaginación, visualiza la situación problemática teniendo éxito en ella de esta manera tu cerebro irá habituándose a esta escena para cuando te enfrentes a ella en la realidad, ya que habrá normalizado más la experiencia.
• Repite las exposiciones cada vez que tengas ocasión, así conseguirás superar tu miedo con más seguridad y tendrás menos posibilidad de recaer en ello.
Recuerda que a pesar de sentir una emoción muy intensa o a pesar de estar convencido de algo que pueda ocurrir, esto no quiere decir que lo que sintamos o creamos sea real, si dejas que el miedo te gobierne dejarás de ser tu mismo y dejarás de disfrutar tu propia vida.

Psic. Laura Ruiz Jurado

Artículo publicado en diario web El Económico

http://eleconomico.es/hemeroteca   (867 / 11 – 11 – 16)

Chat Online

Ahora no estoy online, déjame un email y lo contestaré en máximo 24h.

¿Preguntas? Puedo ayudarte

Aprieta ENTER para chatear